jueves, 24 de noviembre de 2016

Roanoke. La pesadilla de la colonia perdida.

Entrada realizada por Miriam Rodríguez Contreras.

Actualmente hay todavía muchos misterios son resolver. De lo que voy a hablar en este post sería un buen capítulo para Iker Jiménez, pero realmente ocurrió aunque se desconocen las causas de su desaparición. Me refiero a la colonia de Roanoke. 

Después de haber visto la última temporada de la serie americana American Horror Story que trata sobre una vivencia paranormal en un lugar de Carolina del Norte, que posteriormente se menciona que es la antigua Roanoke, decidí escribí un post sobre el origen de esta colonia y el misterio de su desaparición. 
Cartel promocional de la sexta temporada de AHS
El contexto histórico en el que nos encontramos es la Inglaterra isabelina. En estos momentos Inglaterra estaba en guerra con la Monarquía Hispánica y se buscaba la posibilidad de arrebatarle el monopolio marítimo que ésta tenía. De tal manera que se barajó la posibilidad de realizar incursiones en el Nuevo Mundo, por zonas que aún no estaban bajo el dominio español.

Así, sir Humphrey Gilbert comenzó a financiar dicha empresa, con el favor de la reina Isabel I pero por casualidades de la vida, Gilbert murió en 1583, encargándose, desde ese momento, el famoso sir Walter Raleigh. 

Tras obtener la carta real el 25 de marzo de 1584, Raleigh hizo los preparativos para que se comenzara la primera expedición el 27 de abril de ese mismo año a manos de Philip Amadas y Athur Barlowe. Su destino era explorar las costas de América del Norte. Esta primera expedición llegaría el 4 de julio de 1585. Allí, comenzaron a establecer relaciones con las tribus indígenas que ya habitaban: los secotan y los croatoan. Poco después, uno de los viajeros, Barlowe, regresó a Inglaterra con dos nativos y tras ello, Raleigh decidió organizar una segunda jornada, que fue dirigida por sir Richard Grenville. Este viaje partiría desde Plymouth el 9 de abril de 1585. 
Acuarela de la fortaleza la bahía de Guayanilla,
probablemente similar a la que se construyó en Roanoke
Fuente: Wikipedia.

Durante la exploración inicial ese encontraron con un asentamiento nativo: los aquascogoc. Durante los días que se establecieron allí  los ingleses acusaron a los nativos de haber robado ‘una copa de plata’. Este hecho se puede encontrar en los informes de Richard Hakluyt y como también se puede observar en ellos, la expedición como represalia terminó por saquear y quemar el asentamiento indígena.

La falta de comida en un lugar inhóspito, conllevó a Grenville a decidir volver a Inglaterra pero dejar a un centenar de hombres en el Nuevo Mundo para construir una colonia. Al cargo de la colonia dejó a Ralph Lane, que construyó un pequeño fuerte y con varios hombres exploraron la isla. Sin esperanzas ya de que volviera una nueva expedición a la isla, Grenville decidió regresar a Inglaterra, dejando únicamente un pequeño destacamento en el asentamiento con el objetivo de mantener la presencia inglesa. Hasta ahí podemos decir que iba todo perfecto, ¿entonces qué ocurrió para que se denominara posteriormente La Colonia Perdida?

En 1587, Raleigh envió de nuevo un grupo para colonizar la bahía de Chesapeake al cuyo frente estaba John White. Durante su viaje, fueron a Roanoke para reunirse con los colonos que anteriormente había dejado Grenville. Su llegada se fecha el 22 de julio de ese año. Sin embargo, cuando llegaron, no encontraron nada salvo un esqueleto. ¿Podría ser uno de las personas inglesas que se habían aposentado allí? No lo sabían. No obstante, no les ahuyentó para colonizar de nuevo Roanoke y establecer de nuevo contacto con las tribus nativas que hemos descrito antes. 

Como las relaciones anteriores fueron malas, las tribus nativas desecharon la idea de tratar pacíficamente con los nuevos colonos. Ante esto y la falta de comida, White volvió a Inglaterra con unos pocos acompañantes para recoger provisiones. Exactamente, el asentamiento estaría compuesto por “90 hombres, 17 mujeres y 11 niños”.

Debido a la guerra anglo-española, White no pudo volver a Roanoke hasta 1590. Sin embargo, había ocurrido lo mismo que la primera vez: Todos habían desaparecido, incluso las fortificaciones que se habían construido y esta vez no había ningún rastro que explicara dónde o cómo. La única señal que hallaron fue la palabra “croatoan” tallada en un poste que había en una valla que rodeaba la aldea y la palabra “cro” tallada en un árbol. Según las suposiciones de White, se creía que los colonos que se habían quedado habían huido – por lo que fuera – a la llamada “Isla de Croatoan” – la actual isla de Hatteras – pero no pudo investigarlo debido al mal tiempo y al miedo de sus acompañantes.
 John White vuelve a Roanoke. Fuente: Canal Historia.
¿Qué ocurrió realmente? Históricamente no se sabe a ciencia cierta. Hay muchas hipótesis que se han ido planteando a lo largo de los años. Está la idea de que los colonos, al ver que no venía nadie para ayudarles, intentaron regresar a Inglaterra pero durante su viaje, la embarcación se hundiría.

Los únicos datos que se han encontrado, hace unas décadas, fueron arqueológicas. Entre lo que se halló se encontraban: un anillo con sello inglés de oro, datado en el siglo XVI, armas de chispa y dos cuartos de penique, también del siglo XVI, no muy lejos de la antigua colonia de Roanoke. 

Estos hechos se descubrieron gracias a “The Croatoan Project”, organizado en 1998 por la Universidad del Este de Carolina. Los investigadores del proyecto relacionaron el selló del anillo con el escudo de armas de la familia Kendall. Si se relaciona con las fechas de la colonia de Roanoke, existió un tal Master Kendall que estuvo en la colonia entre 1585-1586. Aún no está confirmado, pero este dato podría representar una conexión material.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Rogamos que se respeten las reglas gramaticales y ortográficas en los comentarios.

Las faltas de respeto, la publicidad, spam, o cualquier otro comportamiento inadecuado implicarán la eliminación del comentario de manera taxativa.