lunes, 15 de febrero de 2016

Cambiando la historia: El Ministerio del Tiempo, física y paradojas

-Gato de Cheshire, ¿podrías decirme, por favor, qué camino debo seguir para salir de aquí?
-Esto depende en gran parte del sitio al que quieras llegar - dijo el Gato.
-No me importa mucho el sitio... -dijo Alicia.
-Entonces tampoco importa mucho el camino que tomes - dijo el Gato.
Alicia en el País de las Maravillas (Lewis Carroll)

La serie El ministerio del Tiempo es uno de los hitos en series de fantasía de los últimos tiempos. Sí, digo de fantasía, porque temo que la parte científica es casi inexistente como para poder considerarla como ficción científica (la mal llamada ciencia-ficción); en todo caso, es indudable que se ha hecho con un público fiel y entregado. Y es que, quien más y quien menos, especialmente entre los fascinados por la Historia, ha soñado alguna vez con viajar en el tiempo. Hay quien optaría por conocer las maravillas del mundo futuro, y otros querrían ver con sus propios ojos la batalla de Hastings, el desembarco de Colón en Guanahani o el asesinato de Julio César.

Cambiando la historia: El Ministerio del Tiempo, la física y las paradojas
Los protagonistas de El Ministerio del Tiempo (Jot Down)
Las leyes de la física no son optativas

Lamentablemente, sólo podemos viajar en el tiempo de una forma: hacia adelante, y al ritmo de un segundo por segundo. Pero sí que conocemos algunas formas teóricas de hacerlo a otro ritmo; la teoría de la relatividad formulada por Einstein implica que, para alguien que viaje a velocidades próximas a la de la luz, c, el tiempo pasa mucho más despacio que para alguien estático (o con velocidades muy inferiores a c). 

Esto permite "viajar" hacia el futuro: si hiciéramos un viaje a esa velocidad, al detenernos habríamos avanzado en el tiempo mucho menos que quienes permanecieran fuera de nuestro rapidísimo vehículo. Lamentablemente, esto está muy lejos de nuestras posibilidades. Pueden ver la miniserie documental El universo de Stephen Hawking si quieren saber más al respecto; concretamente, este capítulo.


En cuanto a otro tipo de viajes, parte de la comunidad científica descarta que sean posibles, debido a las paradojas que implica... mientra otra parte explica las mismas indicando que realmente las paradojas no se darían: o bien, a través del principio de consistencia de Novikov que indica que aquellos eventos que podrían generar una paradoja son imposibles y por tanto no ocurren, o bien a través de la teoría de los universos paralelos: al viajar en el tiempo éste viaje se haría realmente a un universo paralelo, de modo que cualquier paradoja puede ser explicada al ocurrir los eventos paradójicos en un universo diferente.

Vale, supongamos que las paradojas, tipo querer matar a nuestro pobre abuelo cuando aún es un chiquillo, no son un problema. ¿Podemos o no podemos ir a charlar con Aristóteles en persona, asumiendo que tenemos un nivel de griego clásico aceptable? Pues temo que seguimos sin poder hacerlo... si bien hay algunas hipótesis que aseguran que es posible, estas son imposibles en la práctica, principalmente por motivos tecnológicos, y/o por la cantidad de energía que hace falta. Los agujeros de gusano, el cilindro de Tipler, las cuerdas cósmicas... los físicos ofrecen teorías muy interesantes, pero irrealizables. Usar unas puertas secretas en el sótano de un ministerio que ni siquiera sabemos del todo como funcionan tampoco parece una opción viable.

Cambiando la historia: El Ministerio del Tiempo, la física y las paradojas: El mítico DeLorean de Regreso al Futuro
El mítico DeLorean de Regreso al Futuro (Devianart)
En todo caso, la principal teoría al respecto se basa en las curvas cerradas de tipo tiempo (CTC), trayectorias cerradas en el espacio-tiempo. Traducido: pueden volver al mismo estado en que comenzaron, lo que permitiría viajar en el tiempo, pero sólo hacia el futuro. Así pues, parece mentira que Sheldon plantee esta hipótesis, ya que nunca podría ocurrir puesto que la máquina no estaba aun inventada:


Y aquí es cuando llegamos a mi paradoja favorita: la conjetura de protección de la cronología, formulada por Stephen Hawking: la mejor prueba de la imposibilidad de los viajes en el tiempo es que no recibimos turistas del tiempo. El señor Hawking dijo en 1992:
Parece existir una Agencia de Protección de la Cronología que impide la aparición de curvas temporales cerradas, y que de ese modo hace seguro el universo para los historiadores.
En su línea habitual, habla medio en serio, medio en broma, y parece que estaba sentando una de las bases de la serie. Tengamos en cuenta que si las CTC sólo permiten viajar hacia el futuro, no podríamos recibir a dichos viajeros, ya que la máquina necesaria no existe aún. Pero tras la analogía propia de la ficción científica se plantea si las anteriormente citadas CTC son o no realmente posibles. 

Por otra parte, y como hago habitualmente, les recomiendo que no hagan ni caso a los charlatanes de siempre; en el ya famoso vídeo donde se ve a una señora "hablando por un teléfono móvil" en una película de Chaplin de 1928, que los conspiranoicos habituales quieren ver como una demostración de gente viajando en el tiempo... ¿alguien quiere decirme contra qué antena se estaría conectando dicho "móvil", por favor? No sé si el uso de los móviles en la serie puede ser, de hecho, un guiño a esta pareidolia, ya que no termino de ver, como ingeniero de telecomunicación que soy, cómo podrían usar un móvil de manera normal en un mundo donde ni siquiera se concibe el concepto de antena de telefonía móvil.

Otros mundos son posibles, pero están en éste

Pero supongamos que sí son posibles, y que somos capaces de implementar uno de los sistemas que nos llevaría a a viajar en el tiempo; y aquí es cuando debemos conocer lo que es un punto Jonbar; se trata de un concepto nacido en la ficción científica, concretamente en la obra de 1938 La legión del tiempo, de Jack Williamson. John Barr, al recoger uno de dos posibles objetos (un imán y una piedra), crea dos líneas temporales: una genera una civilización utópica llamada Jonbar, mientras la otra el tiránico estado de Gyronch. El efecto mariposa llevado al extremo.

Cambiando la historia: El Ministerio del Tiempo, la física y las paradojas: Interstellar
Interstellar, película algo irregular sobre viajes espaciales,  pero donde Nolan, como hace habitualmente, maneja perfectamente el tiempo y las paradojas con el mismo  (Democresia)
Estos puntos de divergencia son el punto de partida natural de las ucronías, genero literario que podría resumirse como novela histórica alternativa. Por ejemplo, ¿qué habría pasado si se hubiera producido la derrota de los aliados en la Segunda Guerra Mundial? Podemos imaginarlo leyendo El hombre en el castillo, de Philip K. Dick, y Patria, de Robert Harris.

Pero sí es cierto que no sería tan fácil. Supongamos que en el preciso momento en que entramos en la CTC tomamos una decisión entre varias posibles. ¿De verdad eso cambiará de forma decisiva el futuro? Hombre, si es el primer viaje en el tiempo de la historia y está todo el planeta mirando, tal vez, pero dependería mucho de la decisión en cuestión. Para salir de dudas podríamos aplicar el método científico y repetir el experimento, y ver que pasa si trazamos una y otra vez esa CTC tomando distintas decisiones.

Cambiando la historia: El Ministerio del Tiempo, la física y las paradojas - ¿Y si Hitler hubiera muerto en el atentado en la Bürgerbräukeller de 1939?
¿Y si Hitler hubiera muerto en el atentado en la Bürgerbräukeller de 1939, tal como se plantea en los cómics
WW2.2 La otra guerra mundial? (RTVE)
Y es que si, por ejemplo, Lee hubiera vencido en Gettysburg no parece probable que hubiera cambiado el resultado de la guerra a largo plazo, ya que el poder industrial del Norte era muy superior al del Sur. Pero si lo hubiera hecho un año antes en Antietam, es posible que hubieran cambiado bastante las cosas a favor de los Confederados, ya que sus esperanzas se basaban en una victoria rápida que hiciera a los Unionistas replantearse el conflicto, antes de hacer valer su superioridad industrial. Esta es la premisa de la serie de novelas Timeline-191 de Harry Turtledove.

Entonces, ¿podríamos llegar a alterar la historia? Pues respondo a la gallega: depende. Si nos quedamos con una visión evenemencial de la misma, sí, pues cualquier alteración supondría cambiar los hechos cronológicamente ordenados. Pero tengamos en cuenta que la historia contrafactual, el ejercicio mental del "¿Y si...?", puede constituir una buena forma de estudiar y comprender los hechos, tal como defiende Niall Ferguson. No cualquier hecho nimio está destinado a alterar las cosas de manera drástica, al menos a escala macroscópica. Pero tal vez, un cambio realizado en el momento adecuado...

Cambiando la historia: El Ministerio del Tiempo, física y paradojas: chiste
Este chiste va a salir cualquier día en la serie ;)
Es frecuente entre los historiadores considerar que la historia es determinista; teniendo en cuenta de que desde que se descubrió la mecánica cuántica ni siquiera estamos seguros de que lo sea el Universo, permítanme que dude de que lo sean los hechos protagonizados por unos primates miedosos llamados humanos. Pero, desde luego, tampoco creo que sea tan fácil alterarlo todo como se plantea a menudo en las obras de ficción. Y es que, como en cualquier otro género, la buena ficción científica y las buenas ucronías no son fáciles de escribir. 

En todo caso, no se agobien: creo que sus libros de Historia están a salvo de quienes intenten cambiar los mismos por este sistema... no tanto de quienes se empeñan en manipularla de manera interesada.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Rogamos que se respeten las reglas gramaticales y ortográficas en los comentarios.

Las faltas de respeto, la publicidad, spam, o cualquier otro comportamiento inadecuado implicarán la eliminación del comentario de manera taxativa.