viernes, 22 de marzo de 2013

La Semana Santa. El necesario descanso del guerrero.


Estaba esperándola como agua de mayo aunque estemos en marzo. Llega un periodo vacacional de enorme importancia como lo es la Semana Santa. Último respiro para afrontar, posiblemente, la época más dura del año. Ya vamos acabando el curso, el sol empieza a  salir y las fuerzas flaquean. Las vacaciones, por tanto, son asunto muy serio. No debemos de malgastarlas ni tirados en el sillón ni, por supuesto, aprovechar para trabajar pasando apuntes o leyendo bibliografía. La Historia, por unos días, deja de existir.

Buen momento para disfrutar de los bellos rincones
con los que cuentan todas las ciudades de España. En este caso.
la Plaza de la Villa de Madrid. Mi ciudad, vuestra ciudad.
Archivo propio.
No son palabras huecas. Es un buen momento para volcarse en disfrutar de los amigos y de la familia. Empiezo a darme cuentas que vivir con un historiador, o proyecto, tiene sus costos. Uno de ellos es que nos volvemos un poco asociales en épocas de intenso trabajo. Hay que reconocerlo. Es momento de agradecer a los que nos rodean su paciencia y comprensión. 

También es momento de volcarnos en lecturas que nada tengan que ver con nuestra disciplina. Con ello no haremos más que mejorar como historiadores, abrir nuestro campo de visión. ¿Sólo la literatura? Buen momento también para ver esas películas que tenemos pendiente. Os invito a pasar por nuestra sección de filmografía por si andáis cortos de ideas. Buen momento para acercarse al Arte, ya sea por los libros o mejor aún visitando los muchos y buenos museos que tenemos en España. Y por supuesto la música en cualquiera de sus manifestaciones, que para los gustos los colores. Y si es en directo mejor que mejor.

Plaza de Santa Ana (Barrio de las Letras)  en Madrid. Lugar
de chateo (chatos de vino) y tapas desde época de los
Lope y Calderón,  pasando por Hemingway y revitalizado
en la "Movida Madrileña". Lugar idóneo para aunar literatura,
música y diversión. Fuente: Wikipedia

Buen momento para poner en orden nuestra casa o habitación. Guardar esos apuntes o libros que ya no nos hacen falta. Reordenar nuestro espacio de trabajo para que cuando volvamos lo encontremos confortable y agradable. Poner nuestro ordenador un poco en orden. Borrar aquello que no nos sirve y hacer labores de mantenimiento que por obvias omito. Pero, y aunque suene paradójico con lo que acabo de decir y sea en detrimento nuestro, intentad limitar el uso del ordenador. Que también de ellos tenemos y debemos descansar. El correo mirarlo lo imprescindible, caso que lo sea, y sacar la cara de la pantalla. En fin, reagrupar tropas y tomar aire para afrontar con fuerzas lo que resta de curso.

Por nuestra parte nos despedimos de vosotros hasta el día 4 de abril. Juan me ha comentado que ya tiene mucho y bueno preparado. Creo que suena ruido de sable, y tranquilos, no son de golpe de estado. Ahondaremos también en temáticas ya esbozadas, como la cartografía que, junto con nuevas propuestas nos ocuparán de aquí a final de curso. En fin, mucho y todo lo bueno que podamos.

Fuente pinchando aquí.
En cualquier caso no os dejaremos del todo. Seguimos en las redes sociales, Twitter y Facebook, donde intentamos reflejar lo mucho que se mueve en torno a la Historia. Reconozco que está siendo de lo más complicado del blog. Filtrar tantísima información resaltando lo más importante. Intentando no apabullar, pero hay tanto y tan bueno que es muy complicado ¿Dónde está el límite? Pues no pocas discusiones, pacificas edificantes por supuesto, entre Juan y yo genera este tema. No dejéis de visitarnos en las redes sociales.

Ahora descansad mucho, todo lo que podáis, y disfrutad de los vuestros.

Un fraternal saludo.

ANEXO AL POST:

Antes de publicar se me ha ocurrido lanzaros una serie de propuestas culturales. Ni mucho menos son las únicas, pero si no habéis leído/visto lo siguiente, es buen momento para hacerlo. 

Lecturas: 
Cine: 
Arte: 
Música
  • Fiesta, recopilación de música clásica iberoamericana, interpretada por la Orquesta Simón Bolivar bajo la dirección de Gustavo Dudamel.
  • The Promise, de Bruce Springsteen; doble CD recopilatorio del Boss, con canciones grabadas originalmente para su disco más oscuro, Darkness on the Edge of Town.
  • Les contes d'Hoffmann, ópera de Offenbach inspirada por los cuentos del alemán E.T.A. Hoffmann, siendo él mismo uno de los personajes. El canario Alfredo Kraus ha grabado algunas de las mejores versiones de la misma, en el papel de Hoffmann.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Rogamos que se respeten las reglas gramaticales y ortográficas en los comentarios.

Las faltas de respeto, la publicidad, spam, o cualquier otro comportamiento inadecuado implicarán la eliminación del comentario de manera taxativa.